Miembro de una iglesia en Ohio experimenta los beneficios de la educación

Dayton, Ohio

Servicio de adoración en Shelter Community Church of the Nazarene

La vida de Terri Harrell cambió hace 18 años cuando aceptó a Cristo como su Salvador. Desde ese momento, ella nunca se había sentido completamente preparada para responder algunas de las preguntas difíciles que solía recibir ¡Pero algo cambió!

Harrell ha estado involucrada en el ministerio de oración en  Shelter Community Church of the Nazarene en Dayton, Ohio desde el momento en que su vida fue transformada, pero recientemente entendió de mejor manera lo que significa seguir a Cristo.

"Sabía lo que creía, pero no me sentía capaz de respaldar aquellas cosas que sabía que eran verdaderas", dijo Harrell. "Siempre he sentido la necesidad de tener una base más solida respecto a mis creencias. Es decir, realmente sabía que Dios estaba sanando a las personas [en el ministerio de oración de mi iglesia], pero deseé tener más conocimiento para responder las preguntas que las personas tenían acerca de Dios, Jesús y todo este asunto que tiene que ver con la "religión".

Harrell encontró lo que estaba buscando a través de los recursos que ofrece The Discipleship Place de la Iglesia del Nazareno.

"Cuando comencé a tomar las clases en línea hace aproximadamente un año, no estaba segura de lo que me iban a dejar", dijo Harrell. "Honestamente, fue para hacerme sentir que tenía derecho a estar en el ministerio, no por lo que sentía, sino por lo que sabía. Ahora sé que eso es absurdo, porque lo que obtuve es mucho más que un simple conocimiento. Obtuve la confianza de hablar valientemente sobre el reino de Dios y de su amor sincero por nosotros".

Hasta ahora, Harrell ha cursado Comunicación del Evangelio, HHistoria y Política, Theología de John Wesley y Estudios del Nuevo Testamento, y le queda solo una sesión del curso de Estudio del Antiguo Testamento. Después de terminar el curso del Antiguo Testamento, ella tiene planes de continuar con el curso de Formación Espiritual. 

De todos estos cursos, Harrell dice que la Teología de John Wesley su favorito. Ella dice que sentía como si Dios le estuviera hablando mientras leía acerca de John Wesley y de su búsqueda de la verdad, lo cuál le ayudó a tener una mejor idea de lo que su pastor quería decir cuando enseñaba desde el púlpito.

"[John Wesley] no siguió simplemente a ciegas las creencias de su padre", dice Harrel. "Estudió, cuestionó e incluso ajustó su posición. Yo también soy ese tipo de persona, pero nunca pensé que tenía permiso para hacerlo, para preguntarme, para preguntar. Las clases de The Discipleship Place han alimentado ese deseo de conocimiento".

No solo está usando lo aprendido para fortalecer sus propias creencias, sino que ahora más que nunca, Harrell dice que se siente verdaderamente libre para servir.

"He sido un nazarena desde 1999, pero antes de eso estaba perdida", dijo Harrell. "[Yo tenía] pensamientos suicidas, abusaba de las drogas y el alcohol, me acostaba con hombres extraños. ¡Pero un día un compañero de trabajo me invitó a la iglesia, y fui salva esa noche! Mi familia estaba tan conmocionada como yo, y en dos años estaba dando clases y compartiendo mi testimonio de sanidad. No fue instantáneo, pero Jesús me estaba guiando, persuadiéndome todos los días".

Y ahora, 18 años después, Dios todavía camina con ella a medida que crece en experiencia y sabiduría en su fe.

"Ahora sé que soy wesleyana, y sé que estoy siguiendo al Nazareno", dijo Harrell. "No puedo expresar cuán liberador es eso. Soy libre de ministrar a los demás, soy libre de creer que soy amada por Él, y esto me hace libre para amar a Sus hijos donde quiera que estén o quien quiera que sean".